Berenjena ahumada o babaganush

Esto es muy fácil. Se ponen las berenjenas sobre la hornalla y así se cocinan para que queden con gustito ahumado. Se hacen bastante rápido y es mejor que no se pasen porque si no queda con mucho gusto a humo o a quemado. Luego se pelan y se hace una pasta o puré. De ahí en más, se le pueden agregar los ingredientes que más nos gusten junto con la berenjena, ajo, perejil, aceite de oliva, comino, orégano, a mí me gusta, no sé si la receta origina lleva, y, lo más importante, el sésamo, como salsa tahini, si no tenemos salsa, se la puede preparar tostando las semillas de sésamo en una sartén, y molerlas usando un molinillo, esos de café, la minipimer no sirve para moler semillas porque no alcanza a tomarlas, al menos yo no lo logro. El sabor del sésamo es más fuerte si se tuesta, si se usan las semillas sin tostar queda más suave.  En vez de usar el molinillo suelo moler las semillas en el mortero y les agrego líquido, puede ser agua o aceite. Mejor con agua ya que se le pone aceite a las berenjenas. Si las hago con aceite, las guardo en la heladera. Esta salsa también se usa para hacer humus. (pasta de garbanzos) Se mezclan todos los ingredientes, se pasa por la minipimer, tiene que quedar una pasta. Se comen con grisines, fajitas, o como te guste más. EN la foto se ven una tiritas que hice con sobras de masa integral comprada.

No voy a decir el nombre del lugar, pero hay una panadería con nombre francés con mesas muy grandes que se comparten, que sirven unos panes riquísimos con  babaganush y humus. 

Escribir comentario

Comentarios: 0